lunes

Con un dedito me tumbas, cariño.
Pero con tus pa-la-bri-tas-de-ca-brón,
me hundes.